Ingresa en cárcel el atacante sexual de 8 menores en los años noventa

12

Un vecino de setenta y cuatro años de El Bruc (Barna) ha ingresado en cárcel como supuesto autor de agresiones sexuales a 8 menores cometidas en los años noventa en la región barcelonesa del Baix Llobregat cuyas víctimas tenían entre cinco y doce años en el instante de los hechos.

El detenido, de nacionalidad de España, aprovechaba la relación de amistad o bien de trabajo que tenía con los progenitores de las víctimas para tener acceso a ellas, conforme han informado este domingo los Mossos d’Esquadra.

En el mes de junio del año vigente, una primera víctima denunció a los Mossos haber sufrido abusos sexuales cuando tenía cinco años y hasta cumplir los doce, hace más de 2 décadas, por la parte de un hombre que tenía relación laboral con su padre.

La policía catalana detuvo a este hombre el pasado catorce de julio en tanto que, a causa de esta primera demanda, los estudiosos encontraron a 7 víctimas más, todas y cada una mujeres adultas hoy en día, mas que eran pequeñísimas cuando padecieron los abusos y agresiones sexuales.

El detenido accedía a las víctimas, hijas de amigos y conocidos, en ambientes muy distintos, como estancias de verano en un campin, ir a buscar setas a la montaña o bien clases particulares y, muchas veces, agasajaba a las menores con todo género de regalos para mostrarse afable y próximo.

La policía catalana ha explicado que la mayor parte de las víctimas padecieron abusos y agresiones sexuales cuando eran pequeñísimas y, después, cuando tuvieron percepción de la sexualidad, compartieron la situación con sus progenitores, que las separaron de forma inmediata del atacante mas no denunciaron los hechos.

El hombre prosiguió abusando de más menores a lo largo de años hasta el momento en que ahora las víctimas, que superan los treinta años, han decidido denunciar los hechos.

A consecuencia de estos abusos y agresiones sexuales, las víctimas han debido percibir apoyo sicológico a lo largo de su edad adulta y han sufrido abundantes inconvenientes personales, cariñosos y de pareja.

La investigación prosigue abierta y no se descarta hallar a más víctimas.

La Policía encontró al hombre viviendo en El Bruc, donde trabajaba como masovero en una finca de la localidad.

El detenido pasó a predisposición judicial y el juez instructor dictaminó su ingreso en cárcel.